Perú envió una nota de protesta diplomática por el saludo anticipado de Alberto Fernández a Pedro Castillo

Perú envió una nota de protesta diplomática por el saludo anticipado de Alberto Fernández a Pedro Castillo

El comunicado destaca que los resultados electorales “no han sido anunciados”, a pesar de la ventaja del candidato izquierdista.

La Cancillería de Perú salió al cruce de Alberto Fernández por su salutación anticipada a Pedro Castillo por el triunfo electoral que aún no está definido y se vio «en la obligación de entregar una nota de protesta al embajador de la República Argentina», según informó en un comunicado.

«Ante las expresiones del señor Presidente de la República Argentina, Alberto Fernández, efectuadas en la fecha, el Gobierno del Perú se ha visto en la obligación de entregar una Nota de Protesta al Embajador de la República Argentina», dice el breve y concreto escrito diplomático del gobierno del saliente Francisco Sagasti.

El texto indica «que los resultados finales de las Elecciones Generales 2021 aún no han sido anunciados por las autoridades electorales de nuestro país», y por ello la queja formal.

Fernández había felicitado este jueves «al presidente electo» de Perú, Castillo, antes de que terminara el recuento oficial de votos en ese país, que continúa con las mesas cuestionadas.

El mandatario argentino escribió el mensaje en momentos en que el izquierdista continuaba liderando el recuento de votos en Perú frente a su rival Keiko Fujimori.

Alberto Fernández habló del contacto en sus redes.

«Hoy me comuniqué con @PedroCastilloTe, presidente electo de Perú. Le expresé mi deseo de que unamos esfuerzos en favor de América Latina. Somos naciones profundamente hermanadas», destacó el Presidente.

También agregó: «Celebro que el querido pueblo peruano enfrente el futuro en democracia y con solidez institucional».

El propio Castillo, candidato de Perú Libre, había afirmado el pasado martes que de acuerdo a un «informe» de los personeros de su partido, ya tiene el «conteo oficial» de los votos, y se ha «impuesto» en las elecciones, señalándose así como vencedor de la segunda vuelta de la presidenciales peruanas.

Este jueves, el recuento de votos se completó, pero aún quedan varias actas a revisar por parte de la Junta Nacional Electoral. Castillo lidera aún con el 50,2% de los votos, contra el 49,8% de Keiko Fujimori.

La diferencia entre ambos candidatos es poco menos de 70 mil votos. Queda un 0,8% de actas procesadas que aún no fueron contabilizadas y están en revisión.

Frentes diplomáticos de Alberto F.

El cruce con Perú de este jueves es el último de una semana agitada en la región para Alberto Fernández, tras su desafortunada frase de este miércoles, durante un acto en la Casa Rosada junto al presidente de España, Pedro Sánchez.

«Escribió alguna vez Octavio Paz que los mexicanos salieron de los indios, los brasileros salieron de la selva, pero nosotros los argentinos llegamos de los barcos. Eran barcos que venían de Europa», dijo el mandatario argentino durante el acto que se celebró en la Casa Rosada, y despertó críticas en los países aludidos, donde lo catalogaron como «racista».

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, respondió a través de su cuenta de Twitter a la polémica frase. Levantó el guante y publicó una foto en la que se lo ve con una comunidad indígena de su país, acompañada por la palabra «SELVA!» y la bandera brasileña.

También el expresidente mexicano, Felipe Calderón, se sumó a las críticas.

«¿¡Qué tal la cita de Octavio Paz!? Bien ‘europeos’ (¿será un complejo?) pero le falta un poquito de cultura al Presidente de Argentina. Acá decimos: ‘no tiene la culpa el indio, sino el que lo hace presidente'», tuiteó Calderón, mandatario de 2006 a 2012.

En otro mensaje, el expresidente ironizó: «Lo pudo haber dicho Cantinflas, o Les Luthiers, pero ¿Octavio Paz? Ojalá cite la fuente».

Y anteriormente había tuiteado una advertencia: «No anden inventando citas de Octavio Paz nada más por convivir…».

El actual mandatario de México, Andrés López Obrador -cercano a Fernández- mantuvo prudente silencio.

En marzo, cuando se conmemoró la cumbre del Mercosur por sus 30 años, Fernández generó tensión, al decir que no quiere ser “un lastre para nadie”, apuntando especialmente al presidente uruguayo, Luis Lacalle Pou.

Entonces, Alberto Fernández se manifestó en contra de todos sus colegas y dijo no querer ir a una baja del arancel común externo. «No creemos que la reducción lineal del arancel externo sea el mejor instrumento. Argentina propone preservar el equilibrio entre sectores agrícolas e industriales, con justicia social, en un contexto de incertidumbre global absoluta», lanzó Fernández.

Y sobre el final cruzó claramente a Lacalle Pou: «No queríamos ser una carga para nadie. Terminemos con esas ideas que ayudan poco a la unidad. No queremos ser lastre de nadie. Si somos un lastre, que tomen otro barco».

En estos días de frases desafortunadas también se recordó la que le surgió sobre Evo Morales, en 2019, cuando dijo que «era el primer presidente boliviano que se parece a los bolivianos».

Fuente Clarin