El análisis de Carlos Melconian sobre el valor del peso desde que asumió el Gobierno y para los próximos meses

El análisis de Carlos Melconian sobre el valor del peso desde que asumió el Gobierno y para los próximos meses

E

expresidente del Banco Nación, Carlos Meconian, analizó hoy la coyuntura económica y habló sobre las posibilidades de que el ministro de Economía, Martín Guzmán, devalúe. “El objetivo del Gobierno es evitar el salto”, apuntó en diálogo con Radio Mitre.

Al ser consultado sobre si “Martín Guzmán va a devaluar”, Melconian fue categórico y sostuvo que el Banco Central “ya está devaluando”. Y al respecto agregó: “El objetivo del Gobierno es evitar el salto, lo quiere evitar mirando un día para acá o para allá y que nadie se avive. Esto ya se hizo en 2013″.

“Lo que hay que aclarar es que si este Gobierno lleva 720 días en el cargo, ha devaluado los 720 días. ”, apuntó a continuación Melconian durante la entrevista radial. Y en relación a ello concluyó: “Devaluar no es saltar, es que todos los días el peso valga menos”.

En tanto, el economista también habló ayer y se refirió al viaje que hoy realizará una parte del equipo del Ministerio de Economía y del Banco Central (BCRA) a Washington, Estados Unidos, para avanzar en los entendimientos con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Entonces admitió que veía voluntad política de ambas partes, tanto del Gobierno como del Fondo, e indicó que durante el encuentro se tocarán temas técnicos; a su entender “los discursos” políticos y el “show mediático” -en el que el oficialismo aseguró que defenderá los intereses del país- ya “terminó”.

En ese sentido, el economista destacó que el foco de la reunión estará puesto en el control del gasto público y la desaceleración de la inflación, lo cual implicará una negociación difícil porque entiende que “ni para el rico dan esos números”.

“El acuerdo tiene esa desilusión política de que tenemos mucho para perder y no sabés qué tenés para ganar, todos los indicios son de perro que ladra y no muerde, de que hay voluntad política de ambas partes”, señaló Melconian. Sin embargo, advirtió: “Más allá de la voluntad política de ambas partes, tenés que agarrar papel y lápiz y no es fácil”.

“El tachín tachín del acuerdo es un título, ahora viene una segunda parte, que va a ser un proceso bastante gradual y no debe ser muy débil: la política macroeconómica, que es el sendero fiscal y monetario, de precios relativos y el de reservas internacionales. El Fondo nunca va a mencionar que se implemente el crecimiento, cambios en el tipo de cambio, jubilaciones, etcétera, pero son variables que aparecen a la hora de negociar los números”, completó Melconian ayer sobre las negociaciones.

Fuente: LA NACION